Close Up Antes del tratamiento Close Up Después del tratamiento



Siempre he cuidado mi apariencia. Con mucho esfuerzo conseguí una figura esbelta que es la envidia de mis amigas. Un día la luz directa me hizo notar que mi sonrisa parecía la de una mujer mayor con un mal trabajo dental. A la mañana siguiente llamé a una compañera de trabajo que regresó de sus vacaciones con una sonrisa espectacular. Me lo confesó: el trabajo no se lo hizo un dentista alemán, sino el Dr. Burga en Lima. Le agradezco haber compartido conmigo su secreto.

Observe la naturalidad

no son postizos, coronas ni ortodoncia

 

Atención Personal